logo_qdm_a.gif

Actualidades


14/12/2016 - Conferencia “El papel de las mujeres en el ESS” - Luxemburgo

Por invitación del Ministerio de Trabajo y Economía Social y Solidaria de Luxemburgo, Barrios del Mundo participó en el diseño y la moderación de una conferencia sobre el papel de la mujer en el ESS en Luxemburgo, en Europa, y más ampliamente en el mundo.

En efecto, la economía social y solidaria es un sector en crecimiento en el mundo, con 761,221 cooperativas y mutuas, que comprenden 813,5 millones de miembros, proporcionando 6,9 millones de puestos de trabajo (Unrisd, 2014). Dentro de la Unión Europea, 2 millones de organizaciones de economía social emplean a 11 millones de personas (6% de los trabajadores). En Luxemburgo, este sector emplea 8% de todos los asalariados de los cuales 70% son mujeres. El estudio WEstart Europa del Lobby Europeo de Mujeres, ha examinado en particular las motivaciones y la trayectoria de los empresarios de la ESS. La conferencia marcaba la aparición de la parte luxemburguesa del estudio.

La economía social y solidaria reúne principalmente a los actores del sector voluntario sin ánimo de lucro (71% / Lux 66,45%), a pesar de que las mutuas y cooperativas también están presentes. La gran mayoría de los puestos de trabajo están ocupados por mujeres (⅔ alrededores) y sin embargo, ellas tienen menos acceso a los puestos de alta responsabilidad y ocupan más empleos a tiempo parcial que los hombres. Si las desigualdades salariales son menos importantes que en el resto de la economía, por ejemplo, en Francia hay una diferencia de 13% en la remuneración entre hombres y mujeres en la posición y condiciones de empleo equivalentes en la ESS. Esta brecha se ensancha en cooperativas (15%) y en las mutuas (25%), mientras que tiende a ser más pequeña en asociaciones (6%).

A la luz de estos hallazgos, y porque se supone que la ESS es portadora de valores de solidaridad y de justicia social, nos pareció importante cuestionar el lugar de la mujer en este sector. La ESS no es inmune a una división sexual del trabajo que concentra a las mujeres en un pequeño número de empresas familiares, en una segregación horizontal que tiende a confinar muchas de ellas en trabajos considerados como "poco valorados" porque se basa en cualidades percibidas como "femeninas" y "naturales", en una segregación ocupacional vertical que dificulta su acceso a responsabilidades (techo de cristal). Aunque un ejecutivo sobre dos en el sector de la ESS en Francia, por ejemplo, sea una mujer, se les paga menos que sus homólogos masculinos e incluso se encuentra un funcionamiento de dos velocidades entre las empleadas, especialmente en el sector de ayuda a la persona.
¿Qué medidas legislativas, qué políticas públicas, qué iniciativas de los actores y actrices de la ESS deberían ser puestas en marcha para conseguir una igualdad real entre mujeres y hombres en este sector ? ¿Cuáles son las oportunidades de formación y de acción para el fortalecimiento y la promoción de las mujeres asalariadas y empresarias de la ESS? Son a estas preguntas a las que han sido acopladas a las siguientes intervenciones:

• Las mujeres en la economía social y solidaria en Europa: situación actual y retos de Natalia Résimont, directora de proyectos, Barrios del Mundo.

• Presentación de los resultados del estudio WEstart: "El emprendimiento social de las mujeres en Luxemburgo" por Erika Lambert, Consultora, WEstart

• Mesa redonda (Moderadora: Natalia Résimont, directora de Proyectos, Barrios del Mundo)
Nicolas Schmit, Ministro de trabajo, del empleo y economía social y solidaria
Olivier Massart, Director ejecutivo, ONG ADA, Apoyo al Desarrollo Autónomo
Emily Usher Shrair, directora de programas, European Women’s Lobby
Vincent Hieff, agente, Ministerio de la economía

• Proyección de una película de la ULESS (Unión Luxemburguesa de la ESS) la cual presentaba la labor de tres mujeres emprendedoras.

Los debates destacaron, en presencia y con la participación de Su Alteza Real la Gran Duquesa, las dificultades específicas que experimentan las mujeres en el ESS, con una atención especial sobre los obstáculos respecto a la creación de empresas, los estereotipos sobre la figura del "empresario", la articulación entre la vida personal y la vida profesional, la mayor dificultad de acceso a la financiación que encuentran las mujeres con respecto los hombres, sobre todo, cuando provienen de clases sociales populares. Varios factores entran en juego en la trayectoria diferenciada entre las mujeres y los hombres en el sector de la ESS. Una toma de consciencia sobre las desigualdades aun persistentes en la ESS por parte de todos los actores de la ESS y de quienes toman las decisiones políticas e institucionales es necesaria para avanzar en este tema. La investigación es un elemento clave para identificar los frenos y las palancas en la materia. Es mediante estipulaciones legislativas, planes de acción positiva para las mujeres, conciencia general y formaciones específicas que la ESS podrá responder concretamente a las exigencias de sus valores.


Documentación

Pdf


© QuartierDuMonde